miércoles, 24 de mayo de 2017

UNA TARDE EN LA LONJA DE GARRUCHA, TODO UN ESPECTÁCULO

Uno de los lugares que se ha convertido con el tiempo en un atractivo turístico es la subasta de pescado en la lonja de Garrucha, un precioso pueblo pesquero de la costa Almeriense.
Toda una experiencia ver atracar los barcos al atardecer cargados de marisco y pescado fresco, para después subastarlos en su lonja.
Aunque he estado en numerosas ocasiones en la subasta del pescado tenía ganas de echar unas fotos para poder mostraros el producto que allí llega y se subasta, así que he querido compartir con vosotros la jornada que viví en el puerto de Garrucha, en su lonja.
Recordar este momento es de lo más gratificante, os aseguro que me sentí como en casa, que gentileza por parte de todos los compradores que asistieron ese día a la subasta.

Llegamos allí mi marido y yo, al principio me subí a la parte alta de la lonja, pues de allí se divisaba mucho mejor todo,  y es uno de los lugares donde pueden ponerse los visitantes que se acercan a curiosear como se subasta el pescado.
Cuando llegaron los barcos y descargaron el exquisito producto decidí bajar y verlo de cerca, y poder tomar mejores fotos, entonces en cuando Luis Antonio López, el subastador me invito a compartir silla con el resto del personal que pujaba en la subasta,
que deciros, todos de lo más atentos para que me sentara en el mejor sitio, donde se divisaba todo estupendamente, para poder ofreceros el mejor reportaje.

Hablar del producto por excelencia de los pescadores garrucheros para mí es todo un placer...
            la gamba roja de Garrucha.

Cuando empezó la subasta de este marisco y comenzaron a desfilar por la cinta, solo puedo decir que se me abrieron los ojos todo lo que pudieron.... y la boca se me hacía agua, de pensar como están esas gambas recién sacadas de la plancha y con el punto de sal gorda que se añade al final...
las gambas saltaban todavía de las bandejas donde venían... frescas, fresquísimas.... y más vivas...
de todos los tamaños....
según me contó Luis Antonio López, el encargado de la subasta, los pescadores cuando salen a alta mar van a  por este producto que es el que les deja más dinero, y después de una larga jornada en la mar, lo que se quiere es sacar el máximo provecho, así que ese día que fui a la lonja no había demasiadas especies, casi todo el producto eran gambas rojas.

Los compradores sentados frente a tan apreciado producto atendían en silencio y en varias ocasiones paran la subasta, se acercan al producto, lo cogen con las manos y si es de su gusto pujan por él.
Allí desfilaron varios tipos de pescados pijota, brótola, salmonetes, besugo, bacalaillas, calamares...
y sobre todo gambas rojas de diferentes tamaños que eran la expectación de los allí presentes, tanto compradores como visitantes.
En la jornada de ese día se descargaron unos 1000 kilos de pescado y unos 400 kilos de gambas.



La tradición pesquera de Garrucha es histórica y la pesca de la gamba roja se realiza siguiendo las modalidades más representativas como son ... el arrastre de fondo, el rastreo y la pesca con artes.
Su captura diaria alcanza más de 200 kilos.
Tras la pesca llega el espectáculo de la venta en la lonja, siendo hoy día uno de los lugares más visitados cada atardecer en el municipio.
La Lonja está abierta al público de martes a sábado.
Si tenéis la posibilidad de visitar el municipio de Garrucha pasar una tarde en la lonja y disfrutar de esta subasta y por supuesto saborear el producto en alguno de los restaurantes locales.


Llegado a puerto los barcos comienzan a descargar su producto en cajas, las cajas de pescado y gambas se colocan sobre el suelo cubiertas de trozos de hielo al lado de la cinta donde se mostraran a compradores.


Comienza la subasta y allí todo es silencio...



Todos pendientes del precio que alcanza ese día el producto, la gamba roja alcanza precios muy altos en el mercado ya que es un bien escaso y limitado, si os fijáis en el panel podéis ver el precio en que se subastaron esas cajas ese día, algunas cajas incluso alcanzaron precios más altos del que se ve en el panel.


Y comienza el desfile de las gambas, cajas y cajas de gambas...de diferentes tamaños.. y precios... pero todas exquisitas.... y con un color rojizo que invita a llevarte a casa unos cuantos kilos...


Las cajas de pescado, gambas y gambones se preparan para dar salida de la lonja al producto una vez subastadas.

      Se apilan las bandejas de cada comprador en un mismo sitio...
 

Y se cubren totalmente de hielo, preparadas para cargarlas en los vehículos frigoríficos.



Y para finalizar un duro día de trabajo en la mar...


                      .... toca el momento de los arreglos de las redes para una nueva jornada de pesca...
Y cada día, antes de amanecer, siguen esperando los pescadores... a que las gambas rojas les esperen en Canto Nuevo, en los caladeros entre Garrucha y Carboneras.

                                       
     Aquí podemos ver el pequeño puerto deportivo... junto a él podéis encontrar numerosos restaurantes con unas tapas riquísimas y con un pescaito de lo más fresco, también podéis tomaros unas copitas con estas vistas al mar, todo un lujo... y si es con buena compañía... no tiene precio.


         La gamba roja de Garrucha es una de las joyas gastronómicas almerienses.
Esta gamba posee la denominación de Origen, lo que la convierte en la más valiosa y
exclusiva de estas aguas.



Este exquisito producto puede degustarse en cualquier restaurante y punto de España, pero en los restaurantes de Garrucha la sirven recién pescada y salida de la mar, más fresca imposible.

Su mejor preparación es a la plancha y con sal gorda, sin más... y de lo más exquisita....
aunque también se preparan deliciosos platos de arroz marinero, pescados frescos a la plancha o en el horno y calderetas o cuajaderas.
Los platos preparados allí son un lujo comerlos en un marco único y frente al mar... todo ello lo ofrece esta costa almeriense...
                          "De la mar a la mesa.... nunca mejor dicho."
Si no la habéis comido aún... ahora ya sabéis que este producto es un lujo para el paladar.


Cada marzo o abril da comienzo la pesca de este sabroso producto en este pequeño puerto pesquero.
                                             " La gamba roja de Garrucha
                                                nuestra joya gastronómica "

Espero que os haya gustado este reportaje, que para mí ha sido de lo más gratificante.

La semana que viene os dejaré otro de mi pueblo en el que se celebra este fin de semana, sábado y domingo, una recreación histórica y donde por supuesto la gastronomía de la época no puede faltar.
Os dejo el video 

Canteros y caciques en la lucha por el Mármol - YouTube




Si os encontráis cerca y queréis visitar el municipio os aseguro que os va a encantar todo lo que se está preparando.

12 comentarios:

  1. Conozco Garrucha y su rico pescado y gambas. Todo un espectáculo ver la subasta en la lonja, la de Garrucha no la he visto, pero si en otra población, la que hacían antes y la de ahora más informatizada.
    También conozco Macael y sus calles de mármol, ha de ser muy bonito ver como era su pasado con esa recreación histórica, ya nos contarás más cosas. Espero que estés más animada, aunque cuesta.
    Besos guapa!!

    ResponderEliminar
  2. Supongo que te llevarías unas poquitas gambas para casa, después de verlas tan frescas y sanas no hay quien se resista a probarlas, a pesar del precio. Te imagino en primera fila con tu cámara, sin perderte nada para hacernos este buen reportaje. Ainss, que ganitas que llegue el verano para ir a Garrucha y tomarnos unas cañitas en el puerto.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  3. Hola Puri !! que bonito yo nunca he estado e una lonja y mira que la tengo cerca de mi casa, pero me han entrado muchas ganas de ir.
    Has hecho un reportaje precioso y con todo detalle.
    Esas gambas tienen una pinta impresionante.
    Besinos
    el toque de Belén

    ResponderEliminar
  4. Hola Puri,menuda fotos de cajas de marisco,que pena que no me la puedo llevar¡¡¡¡¡
    Anda que no has disfrutado¡¡¡
    Besitos guapa¡¡

    ResponderEliminar
  5. Buenas tardes Puri. Una entrada buenísima la que nos dejas, después de leerla y ver las buenas fotos es como si hubiéramos estado presenciando la subasta. Siempre que viajo a un lugar pesquero procuro visitar su lonja, pues me parece de lo más interesante.
    SENSACIONAL ENTRADA MUCHAS GRACIAS POR COMPARTIRLA
    Un beso Paco

    ResponderEliminar
  6. Hola, calro que sí, una entrada preciosa y además bien ilustrada. Me encantan las lonjas y mercados. Ver tanta camtidad de pescado y tan bueno todo. Me ha encantado estar aquí contigo!! Un beso

    ResponderEliminar
  7. Impresionantes cajas de pescados y mariscos, el ambiente de las lonjas siempre me ha gustado, habrás disfrutado muchísimo, gracias por el reportaje.
    Besos guapetona.

    ResponderEliminar
  8. Impresionantes cajas de pescados y mariscos, el ambiente de las lonjas siempre me ha gustado, habrás disfrutado muchísimo, gracias por el reportaje.
    Besos guapetona.

    ResponderEliminar
  9. ¡Hola Puri!

    Conozco un poquito Garrucha y su deliciosa gamba roja.

    Aunque pobres para un platito de esta maravilla, cuando vamos por allí, siempre hay. Has sido muy afortunada al poder sentarte en primera fila y nosotros también porque así compartes estas imágenes que nos hacen recordar que el verano está más a la vuelta de la esquina que nunca.

    EStoy deseando leer tu próxima entrada ¡feliz y divertido fin de semana!

    ResponderEliminar
  10. ¡Qué ilusión me hace lo que nos cuentas! Y es que como ya lo tengo "trillado", me gusta leerte. No hace ni un mes que he estado en Garrucha y también, como es obligado cuando vamos por allí, tomamos nuestras gambitas ¡qué ricas están! Realmente son un capricho que no debemos pasar por alto.
    No he visitado la lonja, ni sabía que pudiéramos hacerlo, lo tendré en cuenta la próxima vez que vaya. Besitos guapa.

    ResponderEliminar
  11. ¡Que buena tarde echarías!
    Mi abuela era de almería y tengo pendiente una visita, pues no conozco la ciudad. Entre los puntos de interés no tenía la lonja y mira por donde ya he completado un poco más los lugares a visitar y si puede ser probaremos esta maravilla de gambas rojas, de las que no había oido hablar.
    Yo fui a una excursión parecida a la lonja de Rota y ¡me encantó!
    Besitos.

    ResponderEliminar
  12. Madre mía, como habrás disfrutado viendo tanto pescado fresco, te estoy imaginando viendo esas gambas y tu pensando como las cocinarías, verdad, como somos las blogueras verdad?
    Me he gustado el vídeo de Macael, que pena no poder estar ahí en esos días, disfrútalo tu que puedes!!
    Un besito enorme

    ResponderEliminar