miércoles, 7 de diciembre de 2016

CACHOPO DE TERNERA

Hola chic@s,  amig@s, bloguer@s....!!!
Para los que estéis de puente, seguid disfrutando de él.... y para los que no, pues ya queda poco para el fin de semana....
Hace unos días preparé este plato que me pareció más que rico, muy de moda últimamente y consumido no solo en la comunidad asturiana, de donde tiene su procedencia, sino en cualquier punto de España.
Hoy cocinamos cachopo de ternera.
El cachopo es uno de los platos más característicos de la cocina asturiana, consiste en unir dos filetes de ternera rellenos normalmente de jamón y queso, que se empanan y luego se fríen en aceite de oliva, se suelen acompañar con patatas fritas.
Su tamaño suele ser bastante grande por lo que es ideal para compartir entre varias personas.
Nosotros lo hemos preparado de tamaño más pequeño y con todo eso hemos tenido más que suficiente.

La carne queda muy jugosa, y por los pocos ingredientes que contiene el plato bien merece tener en cuenta su calidad...

El cachopo me lo recordó hace unos días nuestra amiga asturiana Belén, de el toque de Belén, a la que agradezco que nos lo preparara, pues me vino, como se suele decir, como anillo al dedo, ya que cuando lo preparé fue para un día especial.
Seguro que la ternera que allí se encuentra nada tiene que ver con la que tenemos por aquí, pero la que preparé estaba muy tierna y jugosa.
En otra ocasión pondré diferente relleno, podemos meterles setas salteadas, champiñones, cebolla confitada, pimientos del piquillo.... en fin, darles rienda suelta a vuestra imaginación...
El cachopo tiene su historia, como casi todos los platos tradicionales de la gastronomía de nuestra tierra... y así empieza ésta...
Allá por los años setenta en Oviedo, un joven cocinero Fernando Martín, se hizo con la riendas de un restaurante familiar, El Pelayo, en Oviedo.
Fernando, uno de los chefs más venerados de la gastronomía asturiana recuperó una receta de su abuela Hemerina y la introdujo en la carta de "El Pelayo ".
Fue el primer asturiano en aparecer en la Guía Michelín cuando no había aún estrellas en España, merecedor del Premio Nacional de Gastronomía.
El entonces cachopo que preparaba, pesaba el kilo y medio y estaba relleno de un fino frixuelo, jamón serrano, jamón york, queso y esparragos, servido acompañado de una salsa a base de caldo de pollo y conejo.
Quien probó aquel plato contó que el sabor era espectacular.
Así es como se introdujo el cachopo en la restauración contemporánea, hoy día se habla mucho de él y desde hace unos años, conocido casi como lo es la fabada asturiana.

Ingredientes

2 filetes grandes de ternera cortados muy finos, o uno en forma de libro
6 ú 8 lonchas de jamón ibérico de buena calidad
4 lonchas de queso cremoso que funda bien y de buen sabor
sal
pimienta molida
aceite de oliva

Para rebozar
harina
huevos
pan rallado


Elaboración:

Compramos la carne de buena calidad y fina, como bien os he dicho pueden ser dos filetes de ternera grandes o cortados en forma de libro. Mejor en dos filetes.
Decirles al carnicero que son para cachopos, y os den de la parte de la ternera más tierna.
Ponemos un filete de carne sobre papel de hornear o film.
Estiramos la carne y le damos con una maza con cuidado o con el rodillo.
Salpimentamos la carne y la rellenamos al gusto, yo puse lonchas de jamón, encima lonchas de queso y otra vez de jamón,
La próxima vez, pondré dos de queso y en medio una de jamón.
Así saldrá más cremoso.
Cerramos con otro filete de ternera.
Si veis que se os puede abrir al freírlos o al darle la vuelta en la sartén, podemos ponerles unos palillos de dientes en los lados.
En un cuenco ponemos harina, en otro dos huevos batidos con pizca de sal y en otro pan rallado, mejor si es casero.
Pasamos con cuidado el cachopo relleno por harina, huevo y pan rallado, por ambos lados y reservamos.
Ponemos una sartén con aceite de oliva en el fuego y una vez caliento, pero no demasiado nos disponemos a freír.
Unos minutos por un lado y luego le damos la vuelta y freimos por el otro, a nosotros nos gusta la carne hecha, pero queda mejor al punto, es cuestión de gustos.
Sacamos y ponemos sobre papel para que pierda el exceso de aceite.
Freímos unas patatas para acompañar esta carne y preparamos un buen vino tinto que le va divino.
Podemos acompañar con ensalada.
A nosotros nos pareció riquísimo, el relleno al gusto, los pimientos asados o del piquillo le van geniales tanto dentro del relleno como por fuera para acompañar.

11 comentarios:

  1. Hola guapísima!! acabo de plegar y por fin fiesta puente!!
    No sabes como me gusta a mi este cachopo con lo carnívora que soy yo, me lo como enterito jeje.
    Te ha quedado espectacular!!
    Disfruta del puente, besos a la familia.

    ResponderEliminar
  2. No suelo consumir la carne de ternera más allá de hacerla en salsa o en guiso, pero el cachopo últimamente lo estoy viendo por la red con frecuencia y me está tentando, y ya después de ver el tuyo con esa presentación tan bien hecha que haces de tus platos, creo que no me voy a reprimir más y lo voy a cocinar a ver que tal me sale. Seguiré tus instrucciones que ya se de sobra que son muy acertadas.
    Feliz puente, si es que tienes. Bss

    ResponderEliminar
  3. Hola Puri, no hace mucho tiempo estuve en Oviedo y no fuí capaz de pedirlo, estuvimos en la zona de la sidra y en una sidrería restaurante, llamada "Tierras de Astur"vi el cachopo más grande de mi vida, lo estaban comiendo unos chicos y dice mi marido comemos uno entre dos, dije que yo no, aquello era bestial, madre de dios uno de los chicos no pudo con el, el tuyo para compartir esta bien jaja, te ha quedado fabuloso, yo en casa lo hice de ración, vaya más pequeños...Besss

    ResponderEliminar
  4. Hola Puri, el cachopo lo comi el verano pasado en Asturias, me gusto un montón, claro que era tan grande que tuvimos que compartirlo.
    Te ha quedado de fábula.

    ResponderEliminar
  5. Un plato que hace salivar solo de pensar en comerse un cachopo, mejor dicho un trozo porque suelen ser enormes. Muy buena pinta tiene el tuyo, con él cualquier día se convierte en especial.
    Besos.

    ResponderEliminar
  6. Muy rico y contundente, quiero uno para mañana¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡ besos

    ResponderEliminar
  7. Menudo plato, a estas horas yo daria buena cuenta de el y voy a dejar de visitar a compañer@s porque se me esta haciendo la boca agua. Un abrazo

    ResponderEliminar
  8. Puri, no es fácil hacer un buen cachopo, aunque algunospiensen lo contrari. Tú lo has bordado, espectacular de verdad. además con unos ingredientes de primera que son esenciales además de tu buena mano. Un beso preciosa!!

    ResponderEliminar
  9. Es un plato estupendo. Tuve la ocasión de comerlo hace ya mucho tiempo en casa de una amiga asturiana y nos encantó. Por el aspecto ese tuyo seguro que estaba de diez.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  10. Pues para mi sería el plato perfecto, me encanta la ternera y con este relleno me caso ahora mismo pero que del tirón, me dan ganas de lamer la pantalla. Espero que estes muy bien preciosa y preparándote para celebrar estos días en los que seguro que ya tienes organizadas 600.000 actividades y reuniones con tus amigos, no eres tu festiva ni ná !!!. Vamos, que si tu hubiese sido la Sra. Claus seguro que la nochebuena era como mínimo una vez al mes en lugar de una al año. Bueno preciosa que pases unos días maravillosos y que seas tremendamente feliz con los que más quieres, con ese espíritu navideño que derrochas por los cuatro costados.

    Un besote enorme, enorme con achuchón navideño incluido.

    Con mil sabores

    ResponderEliminar
  11. Pedazo de cachopo!! con ese comemos dos personas como mínimo... se ve bien rico!! Bs.

    ResponderEliminar