viernes, 24 de marzo de 2017

CARMONA, CIUDAD MONUMENTAL Y SU TORTA INGLESA

Pero que difícil lo tengo con esta entrada, no por contar cosas bonitas y fantásticas de ella, que las hay...es porque tengo tanta información mezclada que no me gustaría cambiar nombres...
y es que... cuando tan solo hay una iglesia o un monumento la cosa va bien, pero cuando en cada esquina te encuentras con dos o tres iglesias, conventos, palacios... en cantidad... la cosa se complica.
Espero hacerlo lo mejor posible y que nuestra guía de su aprobación  con nota...jjjj...
Al final del reportaje os dejo la receta de la "Torta inglesa o Torta del inglés" que tiene todo que ver con este reportaje.

A mí... viajar ya sabéis que me gusta, imagino como a todos, conocer cada rincón de España es una maravilla, porque mira que España tiene sitios preciosos, si encima lo haces bien acompañada, mucho más, y si es con personas afines a ti, ya ni cuento...
Lo que hablamos, reímos, vimos, degustamos, andamos... son encantadoras....!!!

La ciudad elegida...Carmona, un pueblo andaluz a tan solo 20 minutos de Sevilla...
la compañía y por segunda ocasión... y con mucho más sentimiento...
 nuestra amiga  Lola "Con sabor a huerto" y la anfitriona de la ciudad nuestra amiga .Mari Gracia "Con mil sabores"
                             Iglesia de San Pedro vista desde la muralla, torre de la Giraldilla

Carmona, una ciudad donde hay mucho que ver y recorrer...
Iglesias, palacios, murallas... forman un gran e importante patrimonio histórico... que alberga el casco antiguo de la ciudad, sus calles te trasladaran a otro tiempo.
En cada rincón de la ciudad puedes encontrarte un resto cartaginés, tartésico, romano, visigodo, musulmán o cristiano.
En el s. IV a. C. será cuando se origina la autentica ciudad.
Fue una de las ciudades fortalezas más importantes de la civilización tartésica.
Debió convertirse en un importante enclave cartaginés, tras la conquista romana se convirtió en uno de los municipios más importantes de la Bética como así lo demuestran sus murallas, sus Puertas, la de Sevilla y Cordoba, y su Necrópolis.
En época musulmana llegó a ser reino de taifas.

En nuestro recorrido por la Ciudad pudimos disfrutar de todo este patrimonio, fue intenso pero maravilloso, además de ello por supuesto disfrutamos de su gastronomía en diferentes puntos de la ciudad... que delicia... !!!
Os dejo algunas fotos de nuestro recorrido, solo algunas, porque haber... hay muchísimas más y algunos platos que sirvieron para aliviar el hambre del momento...

Nuestra amiga Mari Gracia y anfitriona tenía marcado un itinerario de lo más interesante, lo más representativo de la Ciudad.


Primera visita y tras desayunar en el mercado de abastos y tomar fuerzas comenzamos la ruta,deciros que este mercado de abastos en su día fue un convento de dominicas, hoy este es uno de los espacios monumentales más singulares y turísticos; como buenas cocineras esta visita no podía faltar en nuestro itinerario.

Tras el desayuno seguimos con las visitas programadas, la primera de ellas fue el Convento de Santa Clara...


Podemos decir que somos unas privilegiadas ya que muy pocas personas han entrado a la parte más intima y personal del convento...
visitamos el obrador de las Monjas de Clausura, las hermanas nos recibieron maravillosamente bien, la Madre Superiora Verónica estaba cocinando, ni que decir como olía la cocina...

Nos acompañó en el recorrido otra de las hermanas  que además de tratarnos de lo más cariñosamente y enseñarnos parte del convento nos explico que dulces preparan, aunque sin darnos demasiados detalles, ya que son recetas que se encuentra bajo secreto recogidas en un libro que con el paso del tiempo va perdiendo la tinta de sus palabras... mira que pregunte, pero nada, lo llevan bien guardado, nos dio algunos detalles para que al elaborar sus postres saliesen ricos... sin duda los de ellas siempre sabrán más deliciosos...
Si estáis interesados en ellos podéis comprarlos en el mismo convento... los tienen a la venta durante todo el año en una de las salas del convento abiertas al público.
Muchísimas gracias a las hermanas por hacer posible esta visita y tratarnos con tanto cariño y amabilidad.

Tras despedirnos de las hermanas del Convento de Santa Clara y después de disfrutar de ese precioso convento visitamos la Iglesia de Santa María, un amplio y complejo templo con aires de catedral levantado sobre el solar de la antigua mezquita mayor.

El templo presenta planta de salón, con tres naves y capillas situadas entre los contrafuertes laterales, su construcción se realizó durante los siglos XV y XVI.
En ella podemos encontrar la talla románica de la Virgen de Gracia, patrona de la ciudad.
En una de las columnas del patio podemos ver grabado el calendario litúrgico visigodo.
Tras quedar impresionados de tan maravillosa arquitectura de esta Iglesia, que para mí es una Catedral nos dirigimos hasta una de las puertas que guardaban la ciudad... La Puerta de Sevilla.

Del Alcázar de la Puerta de Sevilla, usado como fortaleza y palacio, cabe destacar varios elementos, La Torre del Homenaje, La Torre del Oro desde donde se puede disfrutar de maravillosas vistas panorámicas de la Ciudad y a la Vega de Carmona y un Patio de los Aljibes.


Otro de los edificios históricos es la Puerta de Carmona. es Bien de Interés Cultural.
Vista desde el exterior.
Representa uno de los símbolos de la importancia de esta ciudad en los tiempos de expansión de Roma.


En nuestro recorrido y como visita obligada visitamos esta fortaleza de origen árabe,el Alcázar del Rey Don Pedro, hoy día convertido en Parador, desde su terraza y mientras tomas un café puedes disfrutar de las maravillosas vistas que ofrece La Vega de Carmona.


Para terminar nuestro itinerario y a las afueras de la ciudad visitamos la Necrópolis romana, es una de las mejores conservadas de Andalucía.
A finales del s. XIX sucede su descubrimiento gracias a la iniciativa de Juan  Fernandez López y del arqueólogo inglés Jorge Bonsor, más abajo os hablo también de él.
La tumba de Servilia, la que vemos en la fotografía, es la más monumental de las estructuras representadas en la Necrópolis de Carmona.
Reproduce una lujosa mansión con un amplio patio porticado al que se abren diferentes estancias.



Tras finalizar la ruta marcada, entre tanta belleza... monumentos, iglesias, conventos, casas palacio, plazas o calles empedradas... no podíamos terminar mejor nuestro recorrido que tomándonos un respiro y disfrutar de su rica gastronomía, deleitándonos con el buen sabor de su cocina en los lugares más bonitos de la ciudad.

Os aconsejo si visitáis Carmona degustar los platos que ofrecen estos tres restaurantes donde el sabor de sus elaboraciones os cautivara tanto como la ciudad...

Nada mejor que después de una ruta matinal hacer primera parada en el Molino de la Romera, y aunque seguimos la ruta por varios bares, me quedo con éste.
A pocos metros del Parador de Carmona el Restaurante Molino de la Romera ocupa un antiguo molino de aceite de origen musulman, la terraza nos ofrece unas vistas impresionantes e infinitas a la Vega de Carmona... un gustazo poder tomar unas cervezas con esas vistas y en un día especialmente soleado...
En el Molino de la Romera nos descantamos por algunos de los tan deliciosos platos que ofrece su carta...
Cornetos de hojaldre rellenos de cola de toro
Albóndigas de cordero lechal
Alcachofas confitadas con jamón


Otro de los atractivos de esta ciudad es comer en un sitio tan peculiar como una cueva.
El Restaurante Mesón la Cueva se divide en varias cavidades que se encuentran en la roca bajo la muralla. Esta visita fue nocturna.
Muy rica su ensalada de rulo de cabra con salsa de frambuesa, 
su risotto de gamba roja y choco, 
sus canelones de cola de toro
y su lomo de buey a la brasa.


Tras la deliciosa cena hicimos una visita nocturna por la ciudad,
 Carmona misteriosa, silenciosa y con un encanto especial, todo un lujo pasear por sus calles empedradas en el silencio de la noche. Os aconsejo zapatos cómodos.


                             Vista parte interior de la Puerta de Carmona

El tercer Restaurante que os recomiendo es La Almazara de Carmona, antiguo molino de aceite convertido en un moderno y rustico local.
Además de su carta ofrece tapas y raciones a mejor precio que pueden variar dependiendo el día...
todos los platos que degustamos estaban deliciosos así como una esmerada presentación.
Nosotros optamos por un
 Arroz crujiente de cola de toro.... impresionante, repetimos plato
Coca crujiente de sardina y queso Payoyo
Revuelto de bacalao , realmente no recuerdo el nombre del plato, pero delicioso
Croquetas de puchero, su especialidad croquetas de espinacas y piñones
Tosta de solomillo con queso la Serena

         Os dejo la foto de cerca de este arroz crujiente de cola de toro que es toda una exquisitez

   Carmona es monumental, sus calles te harán pasear por la historia viva de Andalucía.
          Si tenéis ocasión... visitarla... os encantará al igual que a nosotros.

Quiero destacar también la Iglesia del convento de las descalzas...


El teatro Cerezo



La Plaza de San Fernando




Antes de dejaros la receta, tengo que agradecer a Mari Gracia la hospitalidad que ha tenido con nosotros en este encuentro y todo el cariño que le ha puesto...

             lo pasamos realmente genial... una quedada maravillosa.... !!! Graciassss !!!




Dar las gracias a ella y a Lola por los regalos recibidos y que son una verdadera preciosidad...

Un bote de cristal tallado a mano con nuestros nombres y con ese detalle tan bonito decorado en tela de Mari Gracia y un mantel de la India que es una preciosidad y que lo veréis en más de una ocasión vistiendo la mesa en mis exposiciones fotográficas de Lola....
Gracias chicas.... Lo pasamos estupendamente bien...nos vemos en la próxima....!!!




Y ahora sí os dejo la receta... que en esta ocasión es dulce delicioso y tiene todo que ver con Carmona, se trata de la Torta inglesa o la del Inglés. Deciros que la original es con cabello de ángel, pero como a mí me va muy poco la he puesto con nata, que estaba pa chuparse los dedos...
Varios son los relatos que a este postre se les hace....
Cuenta la leyenda que por aquel entonces en la Plaza de San Fernando existía una pequeña pastelería conocida como "La Cana " asiduo cliente a ella era el arqueólogo inglés Jorge Bonsor, que se aficionó tanto a este dulce que diariamente enviaba a su criada a la pastelería a por ella, quien pedía esta torta como la torta del inglés.

Ingredientes

3 huevos
160 g de azúcar
80 g de harina

1 lámina de hojaldre
nata montada
azúcar glas para espolvorear
canela molida para espolvorear

Elaboración

La tarta es sencilla, hay que preparar un bizcocho tipo genovés por un lado y hornear el hojaldre por otro.
Cortar discos de bizcocho y hojaldre del mismo tamaño, poner una base de bizcocho, nata montada y una base de hojaldre y cubrir la superficie con azúcar glas, adornar con canela molida.
Encendemos el horno a 180º.
Batimos los huevos con el azúcar con unas varillas electricas, cuando los tengamos bien espumosos le añadimos la harina tamizada, con cuidado de no bajar los huevos montados.
Forramos una bandeja de horno con papel de hornear y vertemos la mezcla anterior.
Alisamos con una espátula para que quede bien pareja.
Metemos al horno y cocinamos unos 12 minutos, calor arriba y abajo.
Sacamos del horno y dejamos enfriar.
Colocamos el hojaldre sobre una bandeja de horno cortado redondo y con el tamaño que deseemos.
Cubrimos con papel y encima colocamos otra bandeja para conseguir un hojaldre no muy alto.
Horneamos hasta que el hojaldre esté hecho, unos 10 ó 15 minutos.
Sacamos y dejamos enfriar.
Montamos la nata, debe de estar bien fría para que monte bien. A mitad de montarla echamos azúcar al gusto, puede ser azúcar glas, unas 4 cucharadas para un cartoncito de 200 ml.
Reservamos en el frigo.
Cortamos con un aro del mismo tamaño que el hojaldre el bizcocho una vez frio.
Ponemos la base de bizcocho en una bandeja, extendemos una capa generosa de nata montada y cubrimos con el hojaldre.
Espolvoreamos con azúcar glas y hacemos unos dibujos con canela molida, simulando al dibujo de la bandera inglesa. Y listo para degustar... está realmente deliciosa.

La auténtica está rellena con cabello de ángel... eso va en gustos, yo me quedo con ésta. 
Y con este maravilloso encuentro !!!
                                           !!! Feliz fin de semana !!!

jueves, 16 de marzo de 2017

ALBONDIGAS EN SALSA DE TOMATE

Compartir un fin de semana en plena naturaleza y con amigos es maravilloso....
y siempre que es posible nuestro grupo de amigos así lo hacemos con nuestros hijos.
En esta ocasión la quedada fue en plena sierra de Cazorla, ya os contaré con más detalles y que programa de actividades organizamos tanto para los pequeños como para los mayores... creo que para nuestros hijos sera inolvidable, lo que pudieron disfrutar y lo que disfrutamos nosotros también...

Además casualidades de la vida... se celebraba en la villa un concurso gastronómico... os cuento en breve, en próximas entradas.... Como disfrute... y que bien me trataron... que gente más acogedora y cariñosa... me ofrecieron y pude degustar los platos que prepararon los concursantes... lo pase genial

       Como os iba contando,... que me enrollo y se me va el santo al cielo...
Como es normal, allí no nos faltó por supuesto comida... y es que dicen que en el campo siempre dan más ganas de comer, pues si que preparamos, con todo lo que comimos allí...y encima nos vinimos nuevamente cargados, que aunque eramos muchos, preparamos tanto que fue imposible poder con toda la comida...jjjj
Entre otros platos que llevamos y degustamos estaban estas albóndigas en salsa que nos preparó mi amiga Paqui.
Una salsa de lo más deliciosa... vamos que el pan era poco... dejamos limpios cada uno de nuestros platos.... porque mojar... mojábamos todos.... grandes y pequeños....
Después de un largo día de actividades, disfrutando de las preciosas vistas de la sierra, respirando aire puro y gastando energía... no hay nada como llegar y encontrarnos platos tan ricos como este...
No quedó nada en los platos.... y no era para menos... menuda salsita... !!!

Espero que las elaboréis porque están deliciosas,
preparar un buen pan casero para mojar en la salsa. 
Gracias Paqui en nombre de todos por hacernos disfrutar con esta preparación !!!

Feliz semana... y Feliz fin de semana...!!! Yo... a disfrutar... os cuento muy pronto !!!
 A todos los Joses y todas las Josefas Muchísimas felicidades, en especial a mi hermana María José, a mi suegra, mi cuñado Jose, mis tíos y primos, compañeros de trabajo y amigos, mis amigos y amigas bloguer@s, también a todos los padres, los que están y los que estuvieron... mis felicitaciones a tod@s!!! Que paséis un día estupendo !!!


No tenía mucho para la exposición de fotos... y si me descuido ni albóndigas... así que tuve que actuar rápido...

Ingredientes:

1 kilo de albóndigas ya preparadas, podéis mirar alguna receta anterior
1 vaso de guisantes frescos
2 ó 3 zanahorias
1 cebolla grande
1 lata de tomate triturado, o unos 6 ú 8 tomates maduros
aceite de oliva
sal y pimienta molida

Elaboración:

Freímos ligeramente las albóndigas en una sartén con aceite.
Sacamos las albóndigas y las ponemos sobre papel absorbente. Reservamos.
En un cazo ponemos agua a hervir y echamos los guisantes desgranados y las zanahorias cortadas a trocitos o en rodajas no muy gruesas.
Cocemos unos diez minutos. Sacamos y escurrimos.
En una sartén ponemos un poco de aceite y pochamos la cebolla cortadita. Salpimentamos y tapamos la sartén. Dejamos que se haga bien a fuego suave y quede blandita.
Añadimos el tomate, podemos rectificar la acidez agregando una cucharada de azúcar.
Cocinamos hasta que la salsa esté hecha y añadimos las albóndigas y los guisantes y zanahorias.
Echamos a la salsa un poco de agua de la coción de las verduras, ponemos una pizca de colorante y dejamos hasta que espese la salsa.
Dejamos reposar unos minutos y a disfrutar a lo grande...!!!

miércoles, 8 de marzo de 2017

COCA DE LLANDA

Hoy Día Internacional de la Mujer...  desde aquí quiero felicitar a todas las Mujeres...

Para celebrarlo que mejor que hacerlo con un delicioso bizcocho, que éste en particular viene de la comunidad valenciana... coca boba o coca de llanda.
Hay muchas variantes de esta coca, con naranja, manzana, calabaza, con unas cantidades de ingredientes, algunos bastantes diferenciados de otros.
El caso que esta receta la tenía copiada en mi amplia libreta y el caso que no tengo ni idea como llego hasta allí, no se si me la ha pasado alguien o la vi en algún sitio...el caso es que está riquísima...
Se llama coca en vez de bizcocho y lo de llanda se refiere al recipiente en el se hornea esta masa dulce, traducido al castellano es lata, el diccionario valenciano lo describe como recipiente para asar comida en el horno.
Su forma es rectangular y la medida más común es de 20 x 30 cm de largo y por unos 5 de alto.
En mi caso utilice otro molde de medida diferente.
Se puede utilizar levadura química, pero lo más tradicional en este bizcocho es utilizar sobres de gaseosa o gasificantes, especial para bollería.
Os aseguro que con ellos queda realmente rica.
Feliz día a todas !!! en este día de la Mujer y a todos también !!!
Porque haya igualdad...y mismos derechos entre mujeres y hombres.


Ingredientes

3 huevos
300 g de azúcar, reservar un poquito si le ponéis en la superficie
250 g de aceite de oliva suave
250 ml de leche
400 g de harina
3 gaseosas del tigre dobles, de las que van juntas de dos colores o en su defecto 1 sobre de levadura
ralladura de un limón

una pizca de canela molida para espolvorear, opcional, yo en este caso no lo puse

Elaboración:


Encendemos el horno a 180º.
En un bol ponemos los huevos y los batimos junto con el azúcar hasta que se vean espumosos.
Añadimos la ralladura del limón y seguimos batiendo.
A continuación echamos los líquidos, aceite y leche y batimos de nuevo.
Agregamos la harina tamizada con los sobres de gaseosa y mezclamos con la masa anterior hasta conseguir una mezcla homogénea.
Echamos la mezcla sobre una llanda o molde rectangular forrado con papel de hornear.
Espolvoreamos con un poquito de azúcar y canela molida la superficie del bizcocho, yo en este caso no lo hice, pues le puse al sacarlo azúcar glas, pero si queréis que se os quede con esa costra característica ponérselo.
Al no ponerle azúcar antes de hornearla vemos que sube un poco más, sobretodo se nota en el centro, podéis apreciarlo bien en la foto.
Metemos al horno unos 30 ó 40 minutos a 180º., según horno.
Sacar del horno y dejamos enfriar. Yo lo he espolvoreado con azúcar glas.